Día 43 del aislamiento por el coronavirus

Hoy mientras los peques estaban con el zoom del cole, ha llegado el papity de hacer la compra. Con esta nueva rutina del coronavirus se ha quitado la ropa en la entrada y cuando ha ido a entrar en el salón, se ha dado cuenta de que los peques estaban con el portátil en el salón conectados con las acompañantes del cole y el resto de compañeros y compañeras y me ha dicho:

– No puedo pasar ¿no? que están conectados…

Portátil cole

Yo he pensado que el papity quería pasar al baño a ducharse y para pasar desde donde él estaba hasta el baño no había problema con el portátil porque la cámara sacaba sólo el salón y él tenía que pasar por el pasillo, así que le he dicho:

– No hay problema, no se te ve.

En eso que yo he seguido a lo mío trabajando y él ha pensado que la cámara estaba desconectada por lo que yo le he dicho y ha pasado por todo el medio del salón para ir a la terraza. Entonces me he dado cuenta de que no ha ido al baño por el pasillo, si no que ha pasado por delante del portátil en calzoncillos! En eso que miro la pantalla del portátil y las acompañantes se estaban tronchando de la risa!

Definitivamente el papity y yo no tenemos telepatía y cada uno piensa de una manera!

Y a ti, te ha pasado alguna anécdota graciosa durante el confinamiento?

 

 

 

 * Photo by Ben Kolde on Unsplash

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *