Día 36 del aislamiento por el coronavirus

Por fin es viernes, ya sólo he tenido que trabajar unas horas y  después llega el fin de semana. Así podemos aprovechar para pasar más tiempo juntos.

Parece que ahora todos los días son iguales, pero el trabajar y el no trabajar siguen marcando la pauta de día laborable y día libre, aunque ahora todo lo hagamos dentro de casa.

Teletrabajando

Me estoy esforzando mucho en el trabajo para llegar a cumplir los plazos de entrega. La verdad es que cuando en algún momento soñaba con teletrabajar, nunca me lo imaginaba con los peques por casa. Esto no es tan fácil así.

Por la mañana me ha llamado mi jefe, que es muy majo y me llevo muy bien con él, para consultarme unas cosas de trabajo y él, que está haciendo muchas videoconferencias me ha contado que hay muchas anécdotas desde que trabajamos así.

Un día a un compañero se le subía su niño por encima diciéndole que tenía hambre y otro día, a un compañero, que no me quiso decir quién era, su madre le echaba la bronca desde la puerta de la habitación… En fin, la vida.

Poco a poco van pasando las semanas y aunque hay días que no tengo ganas de salir, hay otros que me apetece salir con los peques a respirar aire fresco y que corran y disfruten. Espero que pronto decidan los de arriba que los peques pueden salir!

Y tú, tienes ganas de salir con tu peque?

 

 

* Photo by Christin Hume on Unsplash

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *